Respetar, en la medida de lo posible, las siguientes temperaturas de consumo:

- Cavas y espumosos: 6-8ªC
- Blancos y rosados jóvenes: 10ºC
- Tintos jóvenes: 15-16ºC
- Crianzas y reservas: 18-20ºC


Con este intervalo de temperaturas disfrutaremos más de las características de los vinos.

Procurar consumir los blancos y rosados jóvenes antes de un año de su elaboración. Los rosados todavía son más delicados, por lo que, a ser posible, deberán consumirse antes de los 8-9 meses de su elaboración.. Los tintos jóvenes pueden beberse hasta 1,5 ó 2 años después de su elaboración.

Una vez abierta una botella no guardarla más de 1-2 días.

Los vinos de crianza y reserva abrirlos 1 hora antes de su consumo. Si son muy viejos decantarlos a una jarra o recipiente específico antes de beberlos.

Utilizar copas adecuadas: de cristal fino y especiales para vinos. Se pueden encontrar en muchos establecimientos, a precios razonables.

Si decidimos almacenar vino en casa, hacerlo en sótanos donde no fluctúe mucho la temperatura, y no haya excesiva humedad. En la actualidad se comercializan pequeñas neveras climatizadas especiales para vinos.

Adquirir el vino en comercios especializados o al menos que dispongan de personal entendido y tenga buenas instalaciones para su conservación y exposición.

Probar vinos de distintas zonas y variedades para enriquecer nuestra memoria sensorial.

Escoger preferentemente los vinos que faciliten amplia información sobre su elaboración, características, variedades, …

Dejarse asesorar por personal entendido.

 Beber con moderación y a ser posible en buena compañía

 

 
© 2005 Publivinos.cl
Todos los derechos reservados

Sitio Desarrollado por Nicdechile.cl
Santiago de Chile